Teléfono IUV
Llámanos
01 (800) 8423808
Chat IUV
Chat Online
Pide más información
Síguenos   
Facebook IUV Twitter IUV Instagram IUV Youtube IUV Linkedin
Teléfono IUV

Incrementa tus ingresos estudiando una maestría; da el siguiente paso

30 julio, 2020


La educación es uno de los pilares fundamentales dentro de la formación de cada persona, esta nos enseña desde los conocimientos más básicos, hasta todo lo que necesitamos para desarrollar una carrera profesional con especializaciones y posgrados si así lo deseamos.

Gracias a que vivimos en un mundo moderno globalizado y a la velocidad con la que evolucionan las tecnologías de la información, el acceso a la educación universitaria se encuentra cada vez al alcance de más personas y sin duda es algo bueno, pero al mismo tiempo, causa que al egresar de la licenciatura busquen inmediatamente una salida laboral; esto genera tensión y competencia al haber más personas con la misma carrera que nosotros buscando empleo al mismo tiempo.

A pesar de que contar con un título de licenciatura ya nos brinda una mejoría del 74% en ingresos comparado con quien tiene únicamente la educación media superior, seguir invirtiendo en nuestra formación es la mejor manera de destacar y alcanzar mejores puestos y salarios. Según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), todos aquellos que tienen una preparación superior a la licenciatura, cuentan con un 55% más de posibilidades de conseguir empleo y además pueden aumentar sus ingresos hasta un 30%.

Estudiar una maestría es una decisión muy importante en la vida de cada persona que la cursa, por lo mismo, existen diferentes aspectos a considerar que nos ayudarán a saber si estamos preparados para hacerlo, algunos de estos son:

1. Tiempo y compromiso

Hay que tener siempre en mente que estudiar una maestría es un compromiso en el que debemos enfocarnos completamente y convertirlo en una prioridad en nuestras vidas, para esto se necesita una firme disposición de hacerlo y, más importante aún, contar con el tiempo suficiente para tomar clases, estudiar y cumplir con las tareas y actividades que esta demanda.

2. Ve más allá

Un error muy común al seleccionar una maestría es tomar en consideración nuestro trabajo actual. Si, esto puede brindarte beneficios a corto plazo si todo sale bien, sin embargo, una maestría debe ser parte de nuestra meta profesional, por eso es importante visualizarnos en dónde y de qué nos vemos trabajando en un futuro.

3. Considera tu experiencia profesional

Siempre es recomendable haber trabajado antes de estudiar una maestría, ya que esto hace que te desenvuelvas en diferentes ámbitos laborales aprendiendo de primera mano cómo funcionan los conocimientos adquiridos de la universidad, en la vida real. Esto te ayudará a diferenciar lo que nos gusta y lo que no nos gusta tanto sobre un puesto o ambiente de trabajo.

4. Estabilidad económica

Además del tiempo, estudiar una maestría representa una inversión considerable de dinero que por regla general debemos cubrir una vez al mes durante un tiempo estimado de 1 a 2 años. Por eso, si nuestras finanzas personales se pueden ver afectadas, es importante tomar en consideración participar por becas y recurrir a financiamientos o convenios que la empresa donde trabajamos tenga con instituciones educativas.

Existen muchas maestrías ofertadas en el mercado y algunas de ellas no cuentan con los estándares de  calidad necesarios para formar verdaderos agentes de cambio, por eso en IUV Universidad hemos desarrollado el ebook ¿Cómo mantenerse vigente en el mercado laboral? Que nos servirá de guía para tomar una buena decisión. También, puedes conocer las maestrías con las que contamos en nuestra oferta educativa haciendo clic aquí.

Escrito por IUV Universidad